martes, abril 22, 2008

Sobre la muerte del Ave Fenix

Leyendo a los Maestros, el amigo Bonis tuvo la gentileza de postear sobre la profesión, rama familia. El tema es la crisis evidente basada en el escaso gancho que tiene entre los opositores del MIR. Bueno, el tema es interesante, porque ni en todas las réplicas hasta el momento nadie menciona la cantidad de médicos de familia que acaban su residencia "vocacional" para... presentarse el MIR de nuevo. Este fenómeno viene provocado por lo duro y poco gratificante que es el trabajo de MF (que el residente cata en sus carnes, con guardias de Atención Continuada incluídas): no te reconoce el empleador (que paga lo menos que puede y no dota recursos suficientes), ni el cliente (llámale paciente, pero al final el que te pega la bulla por tener que esperarse "por un resfriado que me está matando" y que le des "como en la tele" paracetamol e hidratación abundante, "que para eso no hace falta estudiar tanto" y lo que busca es inmediatez de respuesta). Esa inmediatez lleva a diseñar superareas de urgencias a la americana (en mi querida Tarraco en el Hospital Joan XXIII van hacia eso) para saturar a los médicos -no especialistas de urgencia, sino residentes mal pagados- de trabajo. ¿Que el ultimo apague la luz? Que alguien encienda una esperanza, amiguetes, porque la verdad es que todo está un poco oscuro...

3 comentarios:

The Cosmic Girl dijo...

Me encanta tu planteamiento! Veo mas positivo que alguien encienda una esperanza... viendo como se apaga la luz no se consigue nada!

Seguro que alguien sabra como encender una esperanza

Dr. Bonis dijo...

Tranquilos que aún quedan cosas encendidas en las urgencias de los hospitales. A saber:

- médicos residentes "quemados" (principalmente a partir de las 3 de la mañana que es cuando hace falta iluminación)
- abuelomas EPOC e hijos de madres hipocondriacas temerosas de la "bronquiolitis" que gracias a la enorme radiación que reciben emanan una luz propia a modo de enorme gusiluz yatrogénico.

Javithink dijo...

Incluso en cada planteamiento pesimista no hay sino un trasfondo de preocupación por la situación e intento de sacar esto hacia delante
Si hay una especialidad que se caracterice por el amor a la propia especialidad en su conjunto por parte de sus miembros, esa es la atención primaria...
Hablando con una Gran profesora de Relaciones Internacionales de la UAM me dijo que su padre era Médico de Familia, y concretó "muchas batallas por la Atención Primaria, casi todas perdidas, pero ninguna la última"...
dicho queda... :)
Javi